Plan Latinoamericano y Caribeño Contra Narcotráfico

Especial para CLARIDAD

El Narcotráfico, S.A. le ha declarado la guerra abierta a la población puertorriqueña y mexicana en la Isla, México y los Estados Unidos. Este ano casi 800 jóvenes ya han sido ultimados en Puerto Rico y los sicarios mexicanos han asesinado salvajemente a mas de 6,000 ciudadanos en México. Con estas cifras espeluznantes nos unimos a Colombia, México, Afganistán y Kosovia en la lista de países que son regidas por narcoeconomías militares. Según el último Informe Internacional sobre Drogas publicado por la Oficina sobre Drogas y Crímenes de las Naciones Unidas (ONU) en el 2008, Narcotráfico, S.A. genera anualmente casi un trillón de dólares. Aunque el semanario financiero Forbes no lo incluye en su lista de los 500 negocios más lucrativos a nivel internacional, Narcotráfico, S.A. es hoy día la multinacional más grande del mundo.

Puerto Rico: Una Narcoeconomia Militar

A pesar que el desacreditado Buro Federal de Investigación (FBI) y su infame Superintendente
de la Policía hacen lo imposible para minimizar esta realidad, los asesinatos a sangre fría, el tráfico ilegal de armas, los robos a mano armada y las extensas actividades de narcolavado en Puerto Rico constituyen pruebas contundentes que ya la Isla es una narcoeconomia militar.

¿Cuál es el papel que desempeña Puerto Rico y el Caribe en este consorcio multinacional valorado en casi un trillón de dólares? México y Colombia le proveen el 95% de la heroína consumida particularmente por las minorías hispanas y afroamericanas en los EU y Puerto Rico. En el 2007 México rebaso a Colombia en la producción de opio, y así, aumento su producción por 105% — 8.8 toneladas en 1999 y 18 toneladas en el 2007 –, mientras Colombia disminuyo significativamente su producción por 47% en ese mismo periodo.

Ahora la Patria de la senadora Piedad Córdoba solo produce 4.6 toneladas de opio. Puerto Rico, la República Dominicana y Haití son los “trampolines” principales utilizados por los carteles colombianos para introducir heroína a los EU y llevar a cabo operaciones de narcolavado.

2000-2007: Debate Sobre La Legalización de Narcotráfico, S.A.

Según el Informe sobre Drogas publicado por la ONU en el 2008, se puede comprobar que esta narcomultinacional inundo los mercados de consumo en los EU y Europa para incrementar sus mercados y ganancias durante los años 2000 al 2007. Este narcocartel internacional logro sus objetivos de “mercadeo” bajando dramáticamente los precios de los narcóticos ilegales. En otras palabras, “controlo” y “manipulo” el gran bajón de los precios, y de esta manera, pudo aumentar sus ganancias y mercados.

Esto destruye el mito propagado por las instituciones narcolegalizadoras del Establecimiento “Liberal”, tales como el aristócrata Dialogo Internacional y la Sociedad Abierta del especulador y multimillonario George Soros, quienes siempre han sostenido que solo con la “legalización” de Narcotráfico, S.A. se puede bajar dramáticamente los precios de los narcóticos ilegales. Este fue el mismo argumento usado por este narcocartel para ponerle fin al periodo de la Prohibición de la venta de bebidas alcohólicas en los EU y Canadá. El verdadero objetivo de esta mafia controlada por prominentes familias angloamericanas, tales como los Seagrams de Canadá, el mafioso Meyer Lansky de Israel y los Kennedy de Nueva Inglaterra, era utilizar las redes clandestinas establecidas durante la Prohibición para iniciar a toda marcha el consorcio más grande y lucrativo del mundo, Narcotráfico, S.A.

Entonces, ¿qué se puede hacer frente a semejante narcocartel? Los sectores mas “conservadores” del “complejo militar-industrial”, tales como la Agencia contra las Drogas (DEA), el Pentágono, el Comando Sur y las fundaciones libertarias como la Fundación Heritage y el Instituto Cato, proponen una nueva guerra de alta tecnología contra Narcotráfico, S.A. Ambos sectores del Establecimiento – tanto sus tentáculos “liberales”, como sus garras “conservadoras” – mienten descaradamente. ¿Sera que algunos de estos banqueros y generales también forman parte de la Junta de Directores de Narcotráfico, S.A.?

Una Verdadera Guerra Continental contra Narcotráfico, S.A.

Las premisas fundamentales para elaborar un exitoso Plan Latinoamericano y Caribeño contra este narcocartel son las siguientes:

Primeramente, respeto absoluto a la soberanía de cada país participante, especialmente a sus Fuerzas Armadas y los organismos de inteligencia y seguridad.

Segundo, la creación de un Comando Conjunto de todos los ministros de Defensa de la Unión Naciones Suramericanas (UNASUR) y la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA). Dicho comando conjunto será el organismo rector de las operaciones militares, de seguridad y de inteligencia.
Tercero, golpear selectivamente y en una forma organizada el Talón de Aquiles de este narcocartel: el aspecto financiero y las operaciones de narcolavado en los bancos de ultramar del Caribe angloparlante y español. El meollo de esta lucha continental debe ser arrestar a los banqueros y militares miembros de la Junta de Directores de Narcotráfico, S.A.

Cuarto, establecer una política continental de medicación de los drogadictos, como lo han propuesto el Concilio de Iglesias de Puerto Rico y el Dr. Vargas Vidot de Iniciativa Comunitaria en Puerto Rico.
Quinto, establecer un programa multimillonario educativo contra el uso de narcóticos ilegales y bebidas alcohólicas desde los grados elementales hasta las preparatorias. Este programa lo deben coordinar y dirigir ex adictos y ex alcohólicos.

Sexto, apoyar las iniciativas de los países miembros de la ALBA, particularmente Bolivia, Ecuador y Venezuela, que no permiten la presencia en sus respectivos territorios de organismos extranjeros, tales como la DEA, el FBI, el Comando Sur y las llamadas unidades antidrogas y contrainsurgente del ejército estadounidense.

Estos países andinos han probado que dichos organismos no solo violan sus respectivas soberanías nacionales, sino que promueven actividades de contrainsurgencia contra sus gobiernos. En Colombia, el coronel James C. Hiett, ex comandante de las operaciones antidrogas

del ejército de los EU, se declaro culpable en el 2000 de encubrir el intento de su esposa de enviar heroína por correo hacia los Estados Unidos valorada en casi un millón de dólares. Es notoria la participación de la DEA, la CIA y el gobierno estadounidense en la operación Irán/Contra y las criminales actividades terroristas contra Cuba. Dichas actividades ilegales fueron diseñadas por el ex director de la CIA, William Casey, y coordinadas por el infame ex teniente coronel Oliver North. Sin embargo, el gobierno derechista y neoliberal del presidente colombiano Álvaro Uribe acaba de firmar un tratado militar con los EU para establecer siete bases militares de contrainsurgencia en las fronteras con Venezuela y Ecuador.

Una Observación Personal Sobre la DEA

En el verano del 1995 realice una entrevista para las revistas EIR y Resumen Ejecutivo con el entonces jefe de la DEA en la región del Caribe, incluyendo Colombia, quien me confesó en privado que ellos saben quiénes son los grandes capos del narcotráfico en el Caribe, particularmente en la Isla. También me admitió en privado que no podían arrestarlos por falta de pruebas suficientes. Inmediatamente pensé en la forma que el agente federal estadounidense Elliot Ness arresto al notorio mafioso de Chicago, Al Capone, a quien no lo arrestaron por sus crímenes más importantes y relacionados al llamado Crimen Organizado, sino por no radicar su planilla al departamento de Hacienda de los EU, el odiado IRS.

Desafortunadamente. ya no hay agentes en el FBI y la DEA como Elliot Ness. Si la poderosa DEA quisiera arrestar realmente a los banqueros capos de Narcotráfico, S.A., encontraría la manera creativa y sorpresiva de hacerlo.

En el caso especifico de Puerto Rico, los sectores soberanistas del opositor Partido Popular Democrático (PPD) deben promover la aprobación de una resolución en su reunión mensual de su Junta de Gobierno, donde se exija el retiro inmediato de la Corte Federal, el FBI y la DEA del territorio nacional de la Isla. Es un hecho que mientras más se involucra la DEA, y el FBI y la Corte Federal en las operaciones antidrogas en la Isla, mas aumentan los narcocrimenes y el narcolavado en Puerto Rico. Además, hay pruebas contundentes que estas agencias extranjeras asesinaron el 23 de septiembre de 2005 al comandante de los Macheteros, Filiberto Ojeda Ríos, y crearon toda la patraña legal y judicial contra el ex gobernador del PPD, Aníbal Acevedo Vila. La acción contra AAV fue parte de toda una operación ilegal de la administración del presidente Bush contra fiscales federales del opositor Partido Demócrata de los EU. El objetivo de esta operación política partidista fue asegurar el triunfo del gobernador neoliberal y republicano, Luis Fortuno, y así, desatar una guerra civil en la Isla, como lo denuncio el ex gobernador demócrata Pedro Rosselló en el 2007.

En contubernio con las agencias federales y la corrupta aristocracia isleña, hoy día Narcotráfico, S.A. dirige los destinos de la narcoeconomia militar de la ingobernable Isla del Encanto, como también lo hacen en México, Colombia, Afganistán y Kosovia.

Comentario sobre artículos de Globalización en nuestra página de Facebook
Conviértase en miembro de Globalización

Disclaimer: The contents of this article are of sole responsibility of the author(s). The Centre for Research on Globalization will not be responsible for any inaccurate or incorrect statement in this article. The Center of Research on Globalization grants permission to cross-post original Global Research articles on community internet sites as long as the text & title are not modified. The source and the author's copyright must be displayed. For publication of Global Research articles in print or other forms including commercial internet sites, contact: [email protected]

www.globalresearch.ca contains copyrighted material the use of which has not always been specifically authorized by the copyright owner. We are making such material available to our readers under the provisions of "fair use" in an effort to advance a better understanding of political, economic and social issues. The material on this site is distributed without profit to those who have expressed a prior interest in receiving it for research and educational purposes. If you wish to use copyrighted material for purposes other than "fair use" you must request permission from the copyright owner.

For media inquiries: [email protected]