Venezuela da pasos para normalizar relaciones con EE.UU. y la Unión Europea

El gobierno de Venezuela está preparado para avanzar en el proceso de normalización de las relaciones políticas y diplomáticas con Estados Unidos, dijo el presidente Nicolás Maduro, quien lamentó que desde Washington continúen las políticas de agresión contra su país, al tiempo que aseguró que las relaciones con la Unión Europea (UE) son estables y avanzan hacia la normalización.

Maduro destacó la mejoría experimentada en las relaciones entre su país y la Unión Europea, así como la regularización total de relaciones con Colombia. Ambos países materializaron este domingo la «apertura total» de la frontera común, algo que no ocurría desde 2015.

Y en ese marco de acercamientos, Maduro anunció que España dio el beneplácito a Coromoto Godoy como nueva embajadora de Venezuela en Madrid, después de que el gobierno español nombrase a Ramón Santos Martínez como su embajador en Caracas después de dos años sin representación debido a las tensiones políticas.

Maduro señaló cómo el gobierno de Estados Unidos ha estado atrapado “en una política sin sentido sobre Venezuela, al apoyar instituciones inexistentes, una “presidencia interina”, una “asamblea de Narnia” que ellos siguen apoyando, y aseguró que se trata “de una u otra manera” del «chantaje en política exterior desde La Florida, desde Miami-Dade” que tiene mucho impacto “en la Casa Blanca, en el Departamento de Estado (de EEUU)”.

El acercamiento se produce en momentos en que el aumento de los precios mundiales de varias fuentes de energía, como el petróleo y el gas natural, desencadenado por la guerra en Ucrania, empuja a occidente a negociar con el país latinoamericano, principal reservorio petrolífero del mundo. También el presidente de Francia, Emmanuel Macron, instó a «diversificar las fuentes de abastecimiento de petróleo», incluyendo a Irán y Venezuela, para frenar el alza de precios, tras las sanciones contra Rusia por invadir Ucrania.

El mandatario constitucional venezolano aseguró que “Venezuela está preparada, totalmente preparada para dar pasos hacia un proceso de normalización y regularización de relaciones diplomáticas, consulares, políticas, con este gobierno de los Estados Unidos y con los gobiernos que puedan venir”.

Nosotros estamos preparados para diálogos al más alto nivel y relaciones de respeto, y ojalá un halo de luz llegue a Estados Unidos, que pase la página y deje esa política extremista a un lado, declaró Maduro en una entrevista con el periodista francoespañol Ignacio Ramonet.

Caracas rompió relaciones con Washington en 2019, cuando la entonces administración de Donald Trump reconoció al ignoto dirigente opositor Juan Guaidó como «presidente encargado» de Venezuela y para forzar la salida de Maduro, lanzó una batería de sanciones contra Venezuela, incluyendo un embargo al petróleo venezolano. Además de financiar incursiones de mercenarios para derrocarlo y/o matarlo. Maduro recordó que todas esas políticas alentadas y financiadas por Estados Unidos «fueron derrotadas».

Y aunque formalmente mantiene la política de desconocer a Maduro por considerar fraudulenta su reelección en 2018, el gobierno de Joe Biden envió en 2022 delegados a Caracas para reunirse con él y negoció, entre otras cosas, intercambios de prisioneros, permitiendo la operación de la trasnacional estadounidense Chevron para operar por seis meses en Venezuela, y así abastecer de petróleo a su país.

Afirmó que Washington sigue sin liberar los tres mil 150 millones de dólares congelados en bancos en el exterior, acordados con la llamada Plataforma Unitaria de la oposición en las mesas de diálogo que se realizaron en México. Detalló que ese acuerdo “ha tenido dificultades para que el gobierno de EU dé los pasos necesarios para liberar esos recursos, yo confío en el poder de la palabra dada y en la firmada”.

El 26 de noviembre de 2022, el gobierno y un sector mayoritario de los partidos de oposición venezolana retomaron las conversaciones y firmaron el segundo acuerdo parcial social para la protección de los ciudadano, dirigido a la recuperación de los recursos de Venezuela en el exterior para la atención de los servicios públicos y áreas de primera necesidad.

El mandatario dijo que Washington sigue atrapado en una política sin sentido sobre Venezuela, al apoyar instituciones inexistentes, en referencia a Juan Guaidó, cuyo “interinato presidencial” virtual, made in USA, fue eliminado por los mismos partidos opositores.

Maduro afirmó que las relaciones con la Unión Europea (UE) y sus miembros «avanzan bien» y hay un «dialogo permanente» con el alto representante de la UE para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, así como con representantes de los 27 países miembros presentes en Caracas, con el fin de lograr la normalización de las relaciones, amparado en la «diplomacia de paz» que propone su Gobierno.

“Creo que, en general, paso a paso, con paciencia estratégica, con diplomacia y respeto podemos avanzar con la Unión Europea», dijo Maduro a Telesur, y recordó el daño que las sanciones y bloqueos de activos venezolanos en el exterior han hecho a Venezuela e insistió en que busca restablecer lazos,

«En esos años difíciles donde se persiguió a la industria petrolera, Venezuela dejó de percibir 232.000 millones de dólares y hubo un daño económico al Producto Interno Bruto (PIB) por encima de los 630.000 millones de dólares», dijo y calificó esto como una catástrofe para Venezuela.

El pasado 12 de noviembre, el Gobierno venezolano rechazó la extensión de las sanciones económicas impuestas por la UE en 2017, que incluyen el embargo de armas y equipos que puedan utilizarse para la represión en el país caribeño. Las restricciones impuestas por los Veintisiete también incluyen la prohibición a 36 personas -entre ellas Diosdado Cabello, vicepresidente del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV)- de entrar a la UE, así como la congelación de sus activos.

Marcos Salgado

Marcos Salgado: Periodista argentino del equipo fundacional de Telesur. Corresponsal de HispanTv en Venezuela, editor de Questiondigital.com. Analista asociado al Centro Latinoamericano de Análisis Estratégico (CLAE, estrategia.la).

Artículos de:

Disclaimer: The contents of this article are of sole responsibility of the author(s). The Centre for Research on Globalization will not be responsible for any inaccurate or incorrect statement in this article. The Center of Research on Globalization grants permission to cross-post original Global Research articles on community internet sites as long as the text & title are not modified. The source and the author's copyright must be displayed. For publication of Global Research articles in print or other forms including commercial internet sites, contact: [email protected].ca

www.globalresearch.ca contains copyrighted material the use of which has not always been specifically authorized by the copyright owner. We are making such material available to our readers under the provisions of "fair use" in an effort to advance a better understanding of political, economic and social issues. The material on this site is distributed without profit to those who have expressed a prior interest in receiving it for research and educational purposes. If you wish to use copyrighted material for purposes other than "fair use" you must request permission from the copyright owner.

For media inquiries: [email protected]